Bailén consigue el campeonato de…

Hace unos días el equipo …

Juventudes Socialistas toma nota…

El Consejo Local de la Ju…

Cerca del entendimiento por el C…

Esta vez sí se consiguió …

Llega a los centros educativos e…

Tras la inauguración del …

Convocatoria para ser Rey Mago

Con la proximidad de las …

El PP de Jaén exige, en Bailén, …

El líder de los populares…

El comité de competición media p…

Partido convulso el que s…

Comieza el curso de Educación Vi…

El pasado viernes el Cole…

Recuperados en Bailén dos fragme…

El Seprona de la comandan…

Bailén vuelve a premiar a sus jó…

El salón de actos de la C…

«
»
TwitterFacebookGoogle+

Tallas… ¿Grandes?

¿Sabían ustedes que la talla 40 es una talla grande? Pues sí, señoras y señores, ahora resulta que la que durante años fue, de hecho, icono de “belleza” o de “tipazo” o de arquetipo de “buenorra”, como quieran llamarlo, ahora resulta que es una talla “grande” o al menos el comienzo de ellas para alguna firma.

A mí personalmente es un tema que me resbala por completo, hace años que alcancé el nivel de madurez suficiente para que me importara un pito ponerme en según qué tiendas una 40 o una 44, sobre todo cuando la locura de patrones de unas marcas a otras te llevan a usar hasta tres tallas distintas según donde compres. Y como muestra puedo enseñarles mi armario, con una variedad digna de un estudio.

Pero resulta que la gran mayoría de público al que se dirigen muchas firmas no tiene ese nivel de madurez y el hecho de que a una chica le digan que es una talla “grande” puede causarle problemas muy muy serios que todos conocemos.

Por concretar un poco, en este caso hoy me he desayunado una noticia sobre la conocida firma Mango que en un alarde de generosidad con sus clientas potenciales y, según dicen ellos mismos, “satisfaciendo una demanda del mercado” han sacado (por fin, alabado sea el Señor) una línea de tallas “grandes” (sí, entrecomillo lo de “grandes”) que va de la talla 40 (sí, repito, de la talla 40) a la 52. Y, claro, como era de esperar, ya les han llovido las críticas y abucheos. Normal…

Y para rematar semejante metida de pata, que podríamos catalogar de “cum laude”, la firma Mango ha puesto en marcha una campaña de publicidad con un cartel en el que sale de espaldas una mujer que en mi modesta opinión (y en la de mi marido cuando se la he enseñado) es un “pivón”, una mujer estupenda que según la compañía catalana es el icono de la talla “grande”. Echen un vistazo y juzguen ustedes.

Cartel anunciador de la línea "Violeta"

Cartel anunciador de la línea “Violeta”

Recuerdo hace unos años el rollo que no trajeron con los famosos arquetipos femeninos en los que unas teníamos forma de manzana, otras de pera y otras de yo qué sé qué. Fue allá por 2008 y desde el Ministerio de Sanidad y Consumo nos aseguraban que con el estudio antropométrico que habían encargado y con el consenso de las principales firmas de moda se iban a unificar tallas para evitar los efectos psicológicos que está sobradamente demostrado tienen en muchas mujeres. Ya por entonces se denunciaba que, por ejemplo, una mujer que usaba una talla 40 de Zara, en El Corte Inglés era la 42 y en H&M la 38, casi nada.

Pues bien, después de tanto bombo y platillo con el temita, seis años después seguimos comprando ropa de distintas tallas según en qué tiendas y ahora además tenemos que aguantar que nos digan que las, en mi opinión, mal llamadas “tallas grandes o tallas especiales” comiencen en la mítica 40.

Señoras y señores, yo soy una mujer con curvas muy orgullosa además de mis curvas. No las cambiaría por las que ahora parecen ser los iconos de “belleza”, las tallas 34 y 36, porque no piensen que la 38 ya anda tan bien vista por muchos…

Señoras y señores, esas “mini” tallas son propias de mujeres que por constitución sean así de “pequeñas” pero no son reflejo de la mujer real, al menos no de la mayoría. Ya lo confirmaron con aquel estudio que no sirvió más que para llenar espacio en los medios de comunicación.

Y si no, pregúntense una cosa, ¿Por qué en todas las tiendas las primeras tallas que se agotan son las mal llamadas “grandes”?. Ahora que estamos en rebajas dense una vuelta y verán qué poco les cuesta encontrar tallas “pequeñas” pero busquen de la 40 para arriba y ya me cuentan.

Señores diseñadores y empresarios de la moda, si se dejaran de tonterías y fabricaran pensando en la mayoría de las mujeres, además de no tocarnos las narices venderían más. Sean un poquito más listos y, de paso, más respetuosos con todas.

Más Noticias

El comité de competición media por la polémica…

16 noviembre, 2017 | Redacción Deporte

Partido convulso el que se vivió el pasado domingo en el “19 de Julio” entre el Recreativo de Bailén CF…

Comieza el curso de Educación Vial

16 noviembre, 2017 | Fco. Javier Cabrera Local

El pasado viernes el Colegio General Castaños inauguraba el Curso de Educación Vial para todos los centros educativos de la…

Recuperados en Bailén dos fragmentos mudéjares de una…

14 noviembre, 2017 | Marta Fernández Local

El Seprona de la comandancia de la Guardia Civil de Valladolid ha logrado recuperar en Bailén dos fragmentos del artesonado…

Bailén vuelve a premiar a sus jóvenes

13 noviembre, 2017 | Redacción Local

El salón de actos de la Casa de la Cultura se convirtió de nuevo este sábado en el epicentro del…